Encuesta sobre cuestiones subjetivas del sonido

Masvalereir

Fresh Member
Hola a todos
Después de llevar unos pocos años estudiando a tope y enganchado absolutamente con el saxo tenor, reconozco que es uno de los instrumentos con una variedad timbirca más variopinta y versátil de los que conozco, o al menos que se encuentren diferencias tan notables entre clásico / moderno, abierto / centrado, oscuro / brillante. Las diferencias en otros instrumentos son mucho más sutiles. La búsqueda del sonido propio es una de nuestras rutinas y parece que nunca acaba, es muy interesante pero a la vez muy subjetivo y a veces puede llegar a ser obsesivo.

Abro este tema porque me parece curiosa la interpretación subjetiva que hacemos al analizar el sonido de un saxofonista determinado y los abjetivos que usamos. Leyendo cosas y opiniones por ahí te encuentras con, creo yo, confusiones de conceptos mezclados. Me gustaría dar mi visión del tema y saber la vuestra.

Por ejemplo, he leído por ahí a gente que considera que Coltrane o Dexter Gordon tienen un sonido oscuro, ¿cómo oscuro?, yo diría que más bien son brillantes para la época y la calidad de las grabaciones por aquel entonces que carecían de tanto agudos por grabar con micrófonos de cinta y poco rango dinámico y coloración de los sistemas de grabación. Para mi oscuro es C. Hawkins, Harry Hallen, Sony Rollins, Gerry Mulligan, Harold Land, Tivon Pennicott, etc. Pero no porque suenen con más o menos graves o agudos, sino por el tipo de sonido gordo, cavernoso, profundo. Estoy seguro que escuchándolos en persona nos impactarían por lo brillantes que nos podrían parecer. En cambio Coltrane, dexter Gordon, Sony Sttit, Maceo Parker, David Samborn, para mi son más bien brillantes, pero porque su sonido contiene más armónicos superiores. También hay que tener en cuenta las modas, los estilos etc. En los 80s es complicado encontrar sonidos gordos de saxo por la moda de como se grababa, el sonido pobre y sin cuerpo de los primeros sistemas digitales y las malas tomas microfónicas a la campana, sin olvidar el abuso de la reverb.

Otro asunto es lo centrado o abierto del sonido. Para mi, y corregidme la gente con más experiencia, centrado es parecido a lo que podemos conseguir con un compresor en cuanto a la calidad del sonido pero manteniendo la dinámica, sonidos como los de Joe Henderson, Rich Perry, Dayna Stephens, Mark Turner y abierto Chris Potter, Seamus Blake, Chris Cheek, etc.

En cualquier caso que más dan los adjetivos que usemos, son artistazos, tienen un sonido propio y característico, ¿por qué esa obsesión por catalogarlo todo?
saludos
 

Olmeda

Fresh Member
Hola, un saludo!!
Comenzando con lo último que expones, no puedo menos que secundar tus palabras acerca de que, todos esos que mencionas, y tantos otros que no, son artistazos de los que no se puede poner en duda su valía, ingenio y destreza, entre tantas y tantas otras características que cada cual posee con el manejo de su instrumento..
E igualmente coincido en lo que expones acerca de los sistemas de grabación con que contaban en determinadas épocas, unos menos avanzados y otros muy avanzados, algo que determina de una manera muy específica el resultado final del producto (la música grabada).

Si bien no comparto eso que dices de que el saxofón es, o posee, mayor versatilidad o variedad tímbrica que otros instrumentos, sean de viento o cuerda, etc...
La técnica, la fisiología del cuerpo, la actitud y otros factores humanos que se suman a las características propias del instrumento en concreto del que hablemos, materiales, acabados en la fabricación etc etc... determinarán en buena medida un resultado u otro en cuanto a variedad y matices tímbricos.
Todos los instrumentos de viento parten de una premisa, el aire que se expele, del mismo modo que en los instrumentos de cuerda algo determinante que a todos une es la pulsación de las cuerdas.
Y del mismo modo que se notan grandes diferencias entre uno u otro guitarrista, pues no es lo mismo tocar con púa que con dedos, no es lo mismo pulsar la cuerda con púa (o púas) que pulsarla con la uña o con la yema del dedo, así como no es lo mismo pulsar las cuerdas justo encima de la boca de la guitarra (en españolas o acústicas, y otras) que pulsarlas muy pegado al puente y etc...
...lo mismo ocurre con los vientos, sea una trompeta que un trombón o una flauta.
No suena igual un flautista clásico que un flautista flamenco o salsero o del mundo del jazz, como no suena igual un trompeta de hot jazz (el jazz de verdad) que un trompetista de bebop o uno de latin o de música balcánica.
No suena igual Bunk Johnson que Arturo Sandoval o Hugh Masekela (trompetas), como no suena igual Al Lirvat, Fred Wesley o JJ Johnson (trombonistas), etc etc etc...

Los términos que usa cada cual para referirse a lo que escucha, como bien dices, son muy subjetivos. Hay gente algo sorda que no es capaz de 'captar' ciertas frecuencias y su oído tiende a escuchar unas más que otras, y hay gente con un oído en condiciones 'de salud' (creo que se entiende lo expuesto) capaz de percibir detalles que a otros (los sorderas) se les escapan.

Un trombón de varas consigue registros que no pueden darse con un trombón de pistones (o válvulas), por ejemplo en cuanto a glisandos, y viceversa.
Una flauta travesera con platos abiertos tiene ciertas posibilidades que una de platos cerrados no posee, en lo tocante al pitch de la nota y otros efectos de sonido que se pueden conseguir por estos motivos.
Esto ocurre en mayor o menor medida con todos los instrumentos, aunque algunos, como la marimba no tienen quizás tanta versatilidad, pues están afinados y reciben un golpe con una maza, más fuerte o más suave (dinámicas), y poco más se puede conseguir sin filtros o efectos añadidos.

Una cosa está clara, un saxofón de oro con el mejor boquillón retocado por uno y luego otro y el de más allá en manos de un mediocre saxofonista, nunca sonará 'dorado' (creo que se sigue entendiendo lo que quiero trasladar).
En cambio, el peor saxofón con la boquilla más mediocre (siempre que esté ajustado y sin fugas) en manos de un aventajado intérprete siempre sonará de lujo, por mucho que cualquiera diga lo contrario.

'Boquillón, sonidazo oscuuuuuro, con mucho cuerpazo, que te cagas y te meas y bla bla bla...' cada cual dice lo que cree que es, aunque el de al lado piense lo contrario o con matices.

Se puede llegar a Leganés andando, en bici, en coche o en fórmula 1. Todas las maneras son válidas, el que anda quizás quiera mirar el paisaje mientras camina, el que va en bici quizás prefiere hacer deporte y tener buenas piernas, el que va en coche quizás ahorre tiempo pero gasta en combustible, y el que va en fórmula 1 pues quizás es que le sobra el dinero y se aburre siendo nada más que un mediocre, aunque lo normal es que llegue antes el que va a pie que este último pues no se permite un coche de carreras por la carretera de Madrid-Toledo.

Recuerdo cuando éramos más jóvenes, los colegas del barrio, al escuchar música, y lo que opinábamos, 'buah, este es el MEJOR del mundo, el número 1' o 'vaya mierda esta música o aquella porque esta es la MEJOR y la más rápida'.
Nuestros padres decían 'música ratonera', y nosotros pagábamos una entrada en la discoteca para ir a bailar tocando la guitarra invisible de marras.
Puedo decir esto último pues crecí escuchando rock de todo tipo, suave y áspero, lento y ultra-rápido, melódico, chillón y gutural!!
Un buen día (afortunadamente) comencé a apreciar aquellas músicas a las que no presté atención antes, y hoy por hoy prefiero mil millones de veces escuchar buena música haitiana o sudafricana que rock y metal inglés, yankee, español o de Transilvania.

Volviendo a lo de antes, lo que para uno es un boquillón, el de al lado, no contento con haberse gastado una pasta inmensa en un trozo de metal u otro material, prefiere retocarla y entonces sí, es un boquillón made in + refacing by, y antes no lo era.

Es subjetivo todo esto, si bien hay algo de objetivo también. Unos prefieren escuchar vinilos con el sonido que genera la aguja del tocadiscos y otros prefieren el sonido digital de un cd, y al final la mayoría escucha todo en mp3.
Unos prefieren y gustan más de lo blandito y suavecito de un pan blanco refinadísimo (aunque poco nutritivo) y otros prefieren la dureza y consistencia de un pan integral con todas sus propiedades nutritivas.
Cuestión de prioridades en la vida.
Recuerdo una vez hablando con el técnico de orquesta en la que yo andaba currando como cantante (una de tantas) y defendía casi a muerte el sonido auténtico del vinilo frente al cd y bla bla bla (muy apasionado y vehemente el tipo), minutos después sacaba de su bolsa para almorzar un sandwich o emparedado hecho del pan más blanco y refinado posible relleno del embutido más procesado que en el mercado se puede encontrar. Muy entendido en unas cosas pero un completo ignorante en otras. Como todos somos, nadie se libra.

Obviamente, la diferencia entre Ben Webster y Maceo Parker... el que no la vea (perdón) el que no la perciba a través del oído, es que no entiende ni sabe ni tiene criterio.
Es mi opinión, nada más, cada cual aborda la vida desde su prisma personal.

Saludos.
 
Última edición:

Jazzerito

Fresh Member
El sonido es lo más importante y después el ritmo. Al menos eso me han dicho siempre. Es lo primero que percibimos y lo que engancha a la gente en primera Instancia. He visto a algunos saxofonistas "profesionales" con mucha técnica y muchos recursos de improvisacion con un sonido "feo" y es una pena.
El sonido es como nuestro timbre de voz. Hay gente que de forma natural tiene buen sonido. Son muchos factores los que influyen. Por orden para mi.
1 ejecutante
2 la caña
3 la boquilla
4 el saxo
5 la abrazadera.

El sonido esta en la cabeza y uno modifica inconscientemente la boca para ir a por el. Indudablemente el material ayuda pero en esencia lo hace la persona.
Ya me decís que Opinais.

Saludos

Enviado desde mi Redmi Note 8T mediante Tapatalk
 

geseco

Junior Member
Estoy de acuerdo al 100%. :woohoo:


[quote="Jazzerito" post=324460]El sonido es lo más importante y después el ritmo. Al menos eso me han dicho siempre. Es lo primero que percibimos y lo que engancha a la gente en primera Instancia. He visto a algunos saxofonistas "profesionales" con mucha técnica y muchos recursos de improvisacion con un sonido "feo" y es una pena.
El sonido es como nuestro timbre de voz. Hay gente que de forma natural tiene buen sonido. Son muchos factores los que influyen. Por orden para mi.
1 ejecutante
2 la caña
3 la boquilla
4 el saxo
5 la abrazadera.

El sonido esta en la cabeza y uno modifica inconscientemente la boca para ir a por el. Indudablemente el material ayuda pero en esencia lo hace la persona.
Ya me decís que Opinais.

Saludos

Enviado desde mi Redmi Note 8T mediante Tapatalk[/quote]
 
Última edición:

moncayojmn

Fresh Member
Hola
Antes de nada he de decir que soy un músico aficionado que lleva unos años dedicado al tenor y ell soprano. ésta es sólo mi humilde opinión.
Creo que el sonido es parte muy importante a la hora de expresar y comunicar, pero no la única. No hay que olvidar el ritmo, por supuesto, pero también las dinámicas, las articulaciones, los acentos etc etc, no creo que una cosa sea más importante que otra, el equilibrio en la combinación de estos elementos hace a cada músico único. He de decir que me gusta el sonido oscuro y llevo trabajándolo mucho tiempo ( sin encontrarlo ) jaja. Sony Sttit, Maceo Parker, David Samborn me parecen que tiene un sonido brillante sin embargo me encantan.
Acabo con las palabras de "Masvalereir": En cualquier caso que más dan los adjetivos que usemos, son artistazos, tienen un sonido propio y característico, ¿por qué esa obsesión por catalogarlo todo?
Gracias por vuestra opinión, aprendo
Gracias por leerme
Un saludo
 
Arriba