Mecánica
Lunes Octubre 21, 2019
Register

YouKu qq Weibo  Wechat Youtube telegram Instagram Twitter  Facebook

EVENTOS ON LINE:     7th DINANT COMPETITION    |   ANDORRA SAXFEST 2020    |    JOSIP NOCHTA COMPETITION 2020

Zapatillas que se pegan

La problemática de “las zapatillas que se pegan” es algo común a todos los intérpretes en diferentes grados de gravedad. Por lo que responder a  la pregunta de cómo solucionar este problema no es nada fácil.

Existen diferentes factores que pueden causar que las zapatillas se queden pegadas al oído o chimenea. La primera, y más obvia,  es que  cuando se usan las zapatillas estas se humedecen haciendo que se adhieran ya que la condensación de la saliva que contiene el tubo interno del instrumento contiene azúcares, grasas, etc. que ayudan a que se produzca este problema. 

 

 

Otro factor que puede causar que las zapatillas se queden pegadas puede ser el exceso de aceites naturales o tratamientos para
laimpermeabilización utilizada por las fábricas de zapatillas. La combinación de todos estos factores constituye el problema más generalizado.

 

Hay diferentes productos en el mercado que intentan  prevenir que las zapatillas se peguen. El más conocido son las piezas de papel impregnadas con polvos de talco. Personalmente, rechazo completamente esta solución, ya que más que sea un remedio, se convierte en un problema al adherirse las partículas de polvos de talco a las paredes de los oídos. Esto hace que los oídos se vayan cerrando (disminuyendo el diámetro) y se produzca una descompensación en la afinación y homogeneidad del sonido.
 
 
 

Hoy en día, existen otros productos en formato líquido que  funcionan como limpiador  de la suciedad de la piel.  Son aceites esenciales limpiadores de la piel que funcionan realmente bien, aunque es inevitable que la piel vuelva a ensuciarse.  El problema es que el aceite, por sí mismo, puede contribuir a que la piel de las zapatillas se sigan adhiriendo, y que la presencia de la condensación aportada por el vaho deposite de nuevo  suciedad sobre la piel. Por lo que una solución es muy difícil de establecer, pero hay varios trucos que te pueden ayudar:

1) La limpieza diaria después de tocar.  No dejes sin secar las zapatillas humedecidas después de usar tu instrumento.  Sécalas con  papel de fumar, introduciendo el papel entre las zapatillas y el cuerpo, cierra y abre la copa y retira el papel humedecido. Repite esta operación hasta que desaparezca la humedad. No tires nunca del papel mientras sostienes la zapatilla cerrada. Este procedimiento escamará las capas superficiales de piel de la zapatilla acelerando su deterioro.

2) Limpia y desengrasa la capa externa de la piel de la zapatilla. No hay ingredientes ni pociones mágicas, usa simplemente un poco de  gasolina para mecheros Zippo sobre un poco de papel de fumar o bastoncillo de algodón para limpieza de oídos. Esto te ayudará a eliminar la suciedad superficial. Hoy en día existen nuevos productos de limpieza de zapatillas como el comercializado por Puntorep, Servicio Técnico Oficial Selmer como es el Pad Juice, que no son caros y funcionan realmente bien.

Para flautas y clarinetes puedes usar un pequeño trozo de tela de algodón  humedecido en Pad Juice.  Cierra la zapatilla suavemente y extrae  la pieza de tela de algodón mientras la sostienes cerrada. Esto te ayudará a eliminar la suciedad superficial. Por supuesto, el repetir este proceso muy a menudo, puede reducir la vida útil de la zapatilla. Por tanto,  no seas obsesivo en la limpieza de las zapatillas, realízalo cuando estrictamente lo estimes necesario.

Sobre las chimeneas de saxofones: Si encuentras el borde de la chimenea de color verdoso tienes que limpiar primero esta superficie.  El color verde es una forma de corrosión que ataca al latón y otros metales basados en el cobre. No limpies esta corrosión con disolvente,  debes de utilizar algún método mecánico. 

Utiliza una pequeña pieza de papel de lija (de grano 300-450).

1) Corta una pieza rectangular de ancho similar al diámetro de la zapatilla y chimenea  a limpiar.

2)  Coloca la pieza de lija con el grano abrasivo mirando hacia la chimenea.

3) Cierra la zapatilla y tira  de la pieza de lija suavemente hacia el exterior. Esto irá eliminando la corrosión existente.

4)Limpia con un bastoncillo de algodón los posibles restos de abrasivo que puedan quedar en la chimenea

Visita nuestro video  Bricomúsicos de recomendación donde te explico visualmente estos y otros métodos de limpieza y mantenimiento de las zapatillas.

 

Artículo realizado por Sergio Jerez Gomez.

Últimas publicaciones

BREATHTAKING STRAP

No pierdas tu instrumento!

c yepzon

DINANT CD DVD-BOX

descarga

FACEBOOK

TWITTER

PUBLICIDAD